top of page

MIS AMIGAS MATILDE HUENCHULAF

PROLOGO


La obra de Matilde Huenchulaf, es una obra contemporánea, que nos muestra en su calidad de estilo libre, los últimos años han presenciado el comienzo de la revaloración de la poesía escrita por mujeres, la poesía femenina tiene su propio universo y, más allá de la discriminación que suelen sufrir las mujeres en diversos ámbitos de la vida, han sido muchas las poetas que lograron imponerse en la consideración universal, cuya característica esencial es la presencia de un sujeto que, como señalara Sharon Keefe Ugalde “trabaja en muchas direcciones; ya no es una identidad fija sino que se modifica sin que suponga una amenaza para la estabilidad del sujeto”.

Entonces podemos considerar que la literatura de escritura femenina trata de temáticas como los recuerdos narrados a partir de determinados factores. En ella podemos encontrar narraciones en primera y tercera persona, seguidas también de relatos orales o registros como diarios, cartas, documentos.

Matilde Huenchulaf en su pluma nos pasea entre el humor, y lo más profundos sentimientos de una hembra, de tomo y lomo, capaz de enseñar en sus letras su perspectiva, la cosmovisión distinta de la existencia misma.

Es en parte prosa y verso, una obra mágica llena de pasión, liberación y enseñanza.


Nedazka Pika mayo 2023


VIENTO FRIO


Atardecer de otoño,

Brisa fresca, ráfagas de viento frio

que traspasan mis huesos.

Es de madrugada el agotamiento me invita a la cama,

Estoy temblando

Pero ahí me espera el… paciente y silencioso

Me envuelve en sus brazos

Su piel es blanca, suave se adhiere a mi cuerpo frágil y frio

Mmmhhh…. Se siente rico calentito,

Me cubro con la ropa de la cama

Me acurruco

Se siente más caliente

Me siento grata complacida

El está fundido en mi cuerpo

Nos relajamos, nos abrazamos

Nos dormimos

Él es… mi scaldassono



VALENTÍA MUJER


Valentía de mujer, es mantenerse de pie aun cuando este cayendo a pedazos por dentro.

Eso pensó, después del diluvio de lágrimas y dolor en el alma por la abundancia de decepciones, empapo el pañuelo de papel seco el manantial de agua…


Piensas y dices “¡¡¡ya basta!!!” basta, de tanto apego, nada es mío, nada es tuyo.


La vida no se detiene por las desilusiones, salió de la casa…caminó, vagando tal vez para apaciguar la tristeza, a su paso encuentra una tienda, pero no sabe que busca, quizás algo que creyó perdido. En un momento de lucidez, distingue un vestido color naranja, se lo prueba, ve su imagen en el espejo…no reconoce su figura delgada, ni su rostro demacrado por tantas noches en vela. El vestido de suave viscosa y lindo escote en la espalda, pensó mientras más sencillo el diseño es más elegante, lo compró, se lo llevo a casa… lo colgó en el closet. Hoy sabe que fue un consuelo, enterró los malos recuerdos y el vestido esta guardado hace tres años.






1 visualización0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Comments


bottom of page